Comisiones Obreras del País Valenciano | 20 de agosto de 2019

CAMPANYA SMI

CCOO lamenta el voto del Parlamento Europeo que ignora los veredictos precedentes de la justicia europea

  • Aprobado un acuerdo pesquero entre Marruecos y la UE.

A pesar de la presión de numerosas organizaciones de solidaridad con el Sáhara Occidental y del movimiento sindical, el Parlamento europeo ha aprobado el 12 de febrero un acuerdo pesquero entre Marruecos y la UE con 415 votos a favor y 189 en contra. Este voto vuelve una vez más a poner en entredicho los veredictos del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) sobre la legalidad de la inclusión de las aguas del Sáhara Occidental.

13/02/2019.
Este voto vuelve una vez más a poner en entredicho los veredictos del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) sobre la legalidad de la inclusión de las aguas del Sáhara Occidental.

Este voto vuelve una vez más a poner en entredicho los veredictos del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) sobre la legalidad de la inclusión de las aguas del Sáhara Occidental.

CCOO se suma al movimiento de solidaridad con el pueblo saharaui para pedir que se rectifiquen los efectos de este vergonzoso acuerdo que una vez más supone un nuevo intento de ampliar acuerdos que incluyen productos y otros bienes del Sáhara Occidental.

Desde CCOO seguiremos exigiendo al Parlamento de la Unión Europea, a los Estados miembros y a las Instituciones pertinentes que condenen claramente toda explotación ilegal de los recursos naturales del Sáhara Occidental por parte de cualquier país, entidad o empresa multinacional y a las autoridades españolas que manifiesten su rechazo ante cualquier tipo de acuerdo político entre la Unión Europea y Marruecos o entre el Reino de España y Marruecos que pueda afectar a la soberanía del Sáhara Occidental.

Ya en enero de 2018, el abogado general del TJUE presentó su dictamen en el que se expresa que la UE no tenía derecho a celebrar un acuerdo con Marruecos cubriendo las aguas del Sáhara Occidental. Se recordaba entonces que el derecho internacional no reconoce ninguna soberanía o jurisdicción marroquí sobre el territorio del Sáhara Occidental, ni considera a Marruecos como la potencia administradora de este territorio. Por ende, los acuerdos firmados con Marruecos no son extensibles al Sáhara Occidental.

Así lo confirman, entre otras normas y resoluciones internacionales, la Carta de las Naciones Unidas (capítulo 73), la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar, la opinión consultiva de la Corte Internacional de Justicia sobre el Sahara Occidental de 1975 o la opinión de la ONU de 2002.

El acuerdo, calificado de bochornoso por la Coordinadora Estatal de Asociaciones Solidarias con el Sáhara (CEAS), supone además un nuevo expolio de los recursos naturales de la región y la continuidad de la destrucción de empleos para la población saharaui, sometida a una ocupación que dura ya más de cuatro décadas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.