CCOO PV se suma a las peticiones de reprobación del vicepresidente de la Diputación de Alicante

    El sindicato considera que es intolerable en un representante público expresiones xenófobas que incitan al odio hacia las personas migrantes.

    07/08/2018.
    Imagen de una manifestación contra el racismo.

    Imagen de una manifestación contra el racismo.

    Son múltiples las peticiones de reprobación hacia el actual vicepresidente de la Diputación de Alicante, Alejandro Morant, a las que se ha sumado el sindicato CCOO PV que entiende que “una persona que piensa y se expresa en los términos en los que hemos conocido a través de redes sociales, no puede representarnos ni un día más en ninguna institución”.

    Considerar que sufrimos una invasión o pedir “deportaciones masivas y cerrar las fronteras”, diciendo que estos “acabarán con el mundo occidental convirtiéndolo al Islam”, al más puro estilo Salvini o Le Pen, desde la posición relevante que ostenta Morant, alientan de manera irresponsable y peligrosa a la xenofobia y la islamofobia, según CCOO PV.

    Vulneran además derechos humanos fundamentales que amparan a las personas inmigrantes y no representan a la ciudadanía alicantina, por lo que el sindicato no va a permanecer impasible frente a este tipo de expresiones de corte xenófobo que incitan al odio hacia las personas migrantes y, mucho menos, tratándose de un representante público.

    Recuerda asimismo que manifestaciones como las que ha hecho este señor no se pueden considerar libertad de expresión, tal como él mismo ha señalado para excusarse tras borrar sus comentarios. Según nuestra legislación, quienes “fomenten, promuevan o inciten directa o indirectamente al odio, hostilidad, discriminación o violencia contra un grupo por motivos racistas u otros referentes a la ideología, religión o creencias,”pueden incurrir en hechos que sean constitutivos de delito.

    Pero más allá de las repercusiones legales, entiende CCOO PV que estas conductas merecen la reprobación política y el reproche de la ciudadanía en su conjunto. Por tanto, exige su dimisión o destitución por parte de los máximos responsables políticos del PP en la provincia de Alicante, que ya han rechazado este discurso por “racista y extremista”.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.